Rehabilitación y fisioterapia para animales.

En ocasiones podemos encontrarnos con que nuestra mascota necesita una terapia de rehabilitación tras una cirugía ortopédica. Esta situación es frecuente encontrarla en pacientes intervenidos por hernias discales, fracturas óseas o por rotura del ligamento cruzado craneal, entre otras.

En alguno de estos casos nuestro veterinario nos puede aconsejar aplicar fisioterapia a nuestro animal como complemento a una cirugía e incluso como primera opción terapéutica, para recuperar la funcionalidad musculo-esquelética de la extremidad o zona del cuerpo que haya sufrido la lesión.

En la Clínica Veterinaria Albacora desarrollamos un programa de Rehabilitación y Fisioterapia para perros y para otro tipo de pacientes que así lo necesiten desde el año 2015.

 

¿Pero en qué consiste la rehabilitación en animales?

Actualmente existen varias técnicas de fisioterapia que contribuyen de manera notable a una pronta recuperación del animal.

Encontramos técnicas sencillas como:

  • Kinesoterapia: consiste en aplicar masaje directamente sobre la zona afectada. Dentro de esta disciplina, existen varios tipos de masajes con diferentes fines como alivio de contracturas musculares, drenaje linfático o alivio de las molestias producidas por una cicatriz quirúrgica. Es bastante frecuente la aplicación de esta técnica en las semanas posteriores a una intervención ortopédica cuando el paciente no termina de apoyar correctamente.
  • Cinesiterapia activa y pasiva: consiste en aplicar estiramientos asistidos de grupos musculares. Se aplica tanto en problemas articulares como musculares, entrenando al propietario para su aplicación de forma complementaria en casa.
  • Ejercicios propioceptivos: se trata de ejercicios en los que el animal no apoya uno o varios de sus miembros o lo hace sobre bases inestables. Un elemento muy empleado para aplicar esta técnica son los balones “peanut”.

Técnicas más complejas como:

  • Acupuntura. Consiste en colocar agujas en unos puntos determinados del cuerpo del animal intentando conseguir fundamentalmente disminución del dolor. El paciente no experimenta ninguna molestia ni sensación desagradable por el empleo de estas agujas. Se usa muy frecuentemente en problemas articulares crónicos (artrosis).
  • Electroestimulación. Se aplican corrientes eléctricas a través de unos electrodos colocados sobre la piel del animal. Al igual que la acupuntura, se emplea fundamentalmente para conseguir analgesia.
  • Hidroterapia. Práctica de ejercicios en un medio acuático. Los dos métodos más utlizados son, por un lado, hacer caminar al animal sobre una cinta andadora sumergida en un tanque de agua y, por otro lado, natación asistida en piscina. Es probablemente una de las técnicas más efectivas para la recuperación, ya que implica una participación activa del animal.
  • Láserterapia. Consiste en aplicar diferentes longitudes de onda de luz (roja e infrarroja) sobre la zona lesionada. Sirve para disminuir la inflamación, dolor y mejorar la circulación.

 

La colaboración del paciente y del dueño son fundamentales en la rehabilitación animal.

Las primeras sesiones de fisioterapia van encaminadas a que el paciente se relaje y tolere la manipulación por parte de nuestro veterinario. El carácter del paciente juega un papel decisivo ya que un animal tenso o que lucha durante el tratamiento disminuye las probabilidades de éxito.

La rehabilitación del paciente se acelera cuando su dueño colabora de forma complementaria en casa. Dicha colaboración puede ser a través de unos sencillos ejercicios periódicos prescritos por nuestro veterinario y de unas pautas a la hora del paseo. Dichos ejercicios, complementan la rehabilitación llevada a cabo en la clínica y van encaminados a reducir el número de visitas a la clínica para el paciente.

Los beneficios de la rehabilitación y fisioterapia para animales son indiscutibles pues acortan los tiempos de recuperación de nuestra mascota tras una intervención, contribuyen a aminorar el dolor postquirúrgico y mejoran el bienestar general del animal.

Si quieres ampliar información sobre la rehabilitación para tu mascota puedes contactar con la Clínica Veterinaria Albacora. Estamos a tu disposición.